TRAUMATOLOGIA

 

TITULO : Liga de Campeones UEFA: Estudio Prospectivo de Lesiones en el Fútbol Profesional Durante la Temporada 2001-2002

AUTOR : Waldén M, Hägglund M y Ekstrand J

TITULO ORIGINAL: [UEFA Champions League Study: A Prospective Study of Injuries in Professional Football during the 2001-2002 Season]

CITA: British Journal of Sports Medicine 39(8):542-546, Ago 2005

MICRO : El riesgo de lesiones en el fútbol profesional europeo es elevado y comprende, principalmente, aquellas que comprometen los isquiotibiales. Existen diferencias regionales en la incidencia y los patrones de lesión.

 

 

Introducción

De acuerdo con la Union des Associations Europeénnes de Football (UEFA), en Europa hay 20 millones de futbolistas con licencia. Varios estudios sobre futbolistas adultos profesionales europeos han confirmado que presentan un elevado riesgo de sufrir lesiones. Los clubes más importantes juegan varios partidos en ligas y copas nacionales así como en la Liga de Campeones o en la Copa UEFA. En la temporada 1999-2000 se incrementó aún más el número de partidos, cuyo aumento podría estar acompañado por más riesgo de lesiones.

Aún resulta poco claro si existen diferencias regionales respecto de las características de las lesiones, aunque un estudio comparativo reciente entre futbolistas adultos suecos y daneses de las primeras divisiones mostró un riesgo de lesiones significativamente mayor en los equipos daneses, lo que sugiere que las diferencias regionales tendrían impacto en la epidemiología de las lesiones.

Los autores realizaron un estudio para investigar las características de las lesiones en los clubes más importantes de varios países europeos que incluyeron los partidos de la Liga de Campeones y de ligas nacionales. El objetivo consistió en el estudio del riesgo de exposición, de lesiones y el patrón de éstas durante una temporada completa de fútbol.

Materiales y métodos

En la temporada 2000-2001 se realizó un estudio prospectivo de cohorte de fútbol profesional europeo, que comprendió la pretemporada y la temporada de competencia. Todos los partidos fueron jugados sobre césped natural. En 2000, la UEFA pidió a 14 clubes de las primeras divisiones de 7 países que participen en este estudio. Los 11 clubes incluidos fueron Arsenal FC y Manchester United FC (Inglaterra); Paris Saint-Germain FC, Stade Rennais FC y RC Lens (Francia); AC Milan, Juventus FC y FC Internazionale (Italia); AFC Ajax y PSV Eindhoven (Holanda); y Real Madrid CF (España). Los jugadores que estaban lesionados fueron incluidos al inicio del estudio, pero estas lesiones no se consideraron en la evaluación final. En total se incluyeron 266 jugadores. Se registró la exposición individual en minutos para todas las sesiones de entrenamiento y partidos con el club y el seleccionado nacional. Uno de los médicos del equipo fue el responsable de registrar cada lesión, inmediatamente luego del evento, e incluyó fecha de la lesión, actividad programada, tipo, lugar, lado, recidiva de lesión y jugada antirreglamentaria. Se realizó el seguimiento de cada lesión hasta el último día de la rehabilitación. Las lesiones fueron clasificadas en 4 categorías de gravedad de acuerdo con la duración de la ausencia a las sesiones de entrenamiento y los partidos, incluyendo el día de la lesión: leve (< 3 días), menor (4 a 7 días), moderada (8 a 28 días) y grave (> 28 días). No fueron consideradas las lesiones ocasionadas durante el tiempo libre o al realizar otros deportes.

La sesión de entrenamiento fue definida como cualquier actividad física programada realizada con el equipo y dirigida por un entrenador; un partido, como cualquier juego amistoso o competitivo con el club o el equipo nacional. La lesión se clasificó como cualquiera aparecida durante una sesión de entrenamiento programada o partido que le impidiera al jugador participar de la siguiente sesión de entrenamiento o partido.

La rehabilitación completa de un jugador fue considerada cuando el director médico del club permitiera la participación completa en sesiones de entrenamiento de equipo o partidos. Las lesiones traumáticas fueron caracterizadas por su inicio agudo. Las lesiones por uso excesivo se definieron como un síndrome doloroso del sistema musculoesquelético de inicio insidioso con ausencia de trauma o enfermedad conocidos que hubieran manifestado síntomas previos. La lesión recidivante fue clasificada como una lesión idéntica -en el mismo lado, lugar y del mismo tipo- dentro de los 2 meses desde el último día de rehabilitación de la lesión previa. La jugada antirreglamentaria se caracterizó de acuerdo con la decisión y el informe del árbitro.

Resultados

La media de edad fue de 26 años; el promedio de altura, 1.81 m y la mediana de la masa corporal, 78 kg. Se observaron diferencias significativas entre los equipos respecto del peso de los jugadores. Nueve de los clubes participantes clasificaron para la Liga de Campeones 2002-2003 y un club para la Copa UEFA 2002-2003.

La exposición total fue de 69 707 horas (58 149 horas de entrenamiento y 11 558 horas de partido). Sesenta y nueve fue el mayor número de partidos para un único jugador. Del total de jugadores, 85% (225/266) sufrieron 658 lesiones. No se observaron diferencias en la incidencia de lesiones entre la pretemporada y la temporada competitiva. Durante el tiempo de estudio, 56% de los jugadores participaron en partidos con el equipo nacional al menos en una ocasión y aproximadamente 4% de las lesiones se produjeron en estas circunstancias. Los jugadores del equipo nacional jugaron más partidos que el resto (42 en comparación con 28), pero no se observó diferencia respecto de la cantidad de entrenamientos (176 en comparación con 171). Se advirtió una tendencia hacia una menor incidencia de lesiones durante los entrenamientos entre los jugadores del equipo nacional en comparación con el resto de los jugadores: 4.1 (2.4) en comparación con 6.2 (2.7) lesiones por 1 000 horas. Sin embargo, no se notó diferencia en lesiones durante el partido: 27.2 (12.2) en comparación con 33.8 (21.5) lesiones por 1 000 horas de partido.

El 85% de las lesiones comprometió los miembros inferiores. El subtipo de lesión más común (16%) fueron las lesiones musculares de los muslos; las distensiones y desgarros posteriores fueron más frecuentes que los anteriores (67 en comparación con 36 lesiones). La mayor parte de las lesiones musculares se localizaron en la región del muslo (61%) o de la ingle (21%). De los esguinces, en cambio, 9 de 10 se ubicaron en el tobillo (51%) o las rodillas (39%). El esguince de rodilla más frecuente (53%) comprometió al ligamento lateral interno. Las lesiones por uso excesivo más habituales incluyeron dolor lumbar (23/179), tendinitis del Aquiles (21/179), dolor inguinal debido a compromiso del aductor (18/179) y tendinitis patelar (13/179).

Un tercio de las lesiones mayores se localizaron en la rodilla y sólo 13% se debieron a uso excesivo. Las lesiones traumáticas determinaron una ausencia media más prolongada que las lesiones por uso excesivo (21.1 en comparación con 11.4 días). Las lesiones recidivantes constituyeron 15% del total y 61% de ellas se debieron a uso excesivo. Las jugadas antirreglamentarias (del equipo oponente) ocasionaron el 23% de las lesiones durante el partido. Todas estas lesiones fueron de origen traumático e incluyeron contusiones (46%) y esguinces (37%). Más de un cuarto de las lesiones mayores fueron ocasionadas por una jugada antirreglamentaria del equipo oponente e incluyeron esguinces (10/17) y fracturas (4/17).

El equipo español disputó el mayor número de partidos (76) durante la temporada y uno de los equipos franceses, el menor (40).

La incidencia media de lesiones durante los partidos entre los 4 equipos ingleses y holandeses fue significativamente superior que la de los 7 equipos mediterráneos (41.8 en comparación con 24 lesiones por 1 000 horas de exposición) pero no se observó diferencia en la incidencia media de lesiones durante el entrenamiento (6 lesiones por 1 000 horas de exposición en comparación con 4.9). El riesgo de lesiones mayores fue significativamente superior en los equipos ingleses y holandeses (2 en comparación con 1.1 lesiones por 1 000 horas de exposición).

Los 3 equipos franceses presentaron menor riesgo de lesiones debido a jugadas antirreglamentarias en comparación con el resto de los equipos (1.1 en comparación con 8.6 lesiones por 1 000 horas de exposición).

Discusión

La incidencia y los patrones de lesión difirieron entre los equipos de diferentes regiones. Los jugadores que participaron en juegos nacionales mostraron mayor exposición; sin embargo, la mayor exposición durante el partido no influenció sobre el riesgo de lesión cuando se comparó a estos jugadores con aquellos que no cumplían obligaciones internacionales. Las lesiones musculares del muslo fueron las más frecuentes, principalmente aquellas que involucraron a los músculos isquiotibiales.

Las consecuencias de un cronograma ajustado de partidos para jugadores profesionales han sido evaluadas en un estudio de la Copa Mundial en Corea/Japón 2002, donde se observó que los jugadores participantes en este evento internacional no presentaban mayor riesgo de lesión que el resto. Esto concuerda con el presente estudio, en que los jugadores expuestos a jugar partidos internacionales durante la temporada no presentaron mayor riesgo de lesión que el resto de los profesionales de alto nivel. Sin embargo, se observó una tendencia hacia una menor incidencia de lesiones durante los entrenamientos en los jugadores del equipo nacional, quizá debido a que los jugadores lesionados suelen ser excluidos del mismo. Otros factores involucrados serían que los jugadores internacionales suelen estar en mejor forma y muestran más destreza técnica que el resto.

Los equipos ingleses y holandeses presentaron mayor riesgo de lesiones durante el partido e incidencia de lesiones mayores que los otros equipos. Las diferencias regionales respecto del riesgo de lesión pueden atribuirse a varios factores como la intensidad y el estilo del juego, las tácticas, el clima (superficies resbaladizas por lluvia o nieve), las condiciones de la cancha, entre otros.

Los autores señalan que el riesgo de lesiones en el fútbol europeo profesional es elevado y que las diferencias regionales podrían tener influencia en los aspectos epidemiológicos y traumatológicos de las lesiones.

 

Ref: TRAUMA